Noticias

Noticias
New Wave los sábados todo el día.

Nuestra Página en Facebook

Comentarios VKontakte


martes, 16 de mayo de 2017

1966 Bob Dylan lana el álbum «Blonde on Blonde»

Blonde on Blonde es el séptimo álbum de estudio del músico estadounidense Bob Dylan, publicado por Columbia Records en mayo de 1966. Las sesiones de grabación del álbum comenzaron en Nueva York en 1965, con el respaldo de un elevado número de músicos, entre los que se incluyeron miembros de la banda The Hawks, que cuatro años después se convirtió en The Band. La grabación continuó hasta enero de 1966, pero solo dieron como resultado una canción, «One of Us Must Know (Sooner or Later)», que acabó publicándose en el
álbum. Por sugerencia de Johnston, y con la compañía del teclista Al Kooper y el guitarrista Robbie Robertson, Dylan se trasladó a los CBS Studios de Nashville, Tennessee para continuar con la grabación. Estas sesiones, que contaron con la participación de músicos de sesión locales, fueron más fructíferas en comparación con las de Nueva York, y en dos meses se grabó el resto de las canciones.

El álbum, uno de los primeros discos dobles en la historia de la música moderna, completó la trilogía de rock que Dylan comenzó con Bringing It All Back Home en 1965 y continuó con Highway 61 Revisited un año después, y gran parte de la crítica musical lo consideró de forma casi unánime como uno de los mejores álbumes de rock de todos los tiempos. Combinando la experiencia de los músicos de sesión de Nashville con la sensibilidad literaria modernista de Dylan, las canciones del álbum fueron descritas como una operación a gran escala musical, mientras que la lírica fue descrita como «una mezcla única entre lo visionario y lo coloquial».

En el plano comercial, Blonde on Blonde alcanzó el puesto nueve en la lista estadounidense Billboard 200, donde la RIAA lo certificó como doble disco de platino, mientras que en el Reino Unido entró en la posición tres de la lista UK Albums Chart.

Después de publicar Highway 61 Revisited en agosto de 1965, Dylan buscó una banda de respaldo para salir de gira. El guitarrista Mike Bloomfield y el pianista Al Kooper habían respaldado previamente al músico, tanto en su nuevo trabajo como en su controvertido debut eléctrico en el Newport Folk Festival de 1965. Bloomfield decidió no salir nuevamente de gira con Dylan y mantuvo su trabajo con Paul Butterfield Blues Band, mientras que Kooper, tras respaldarle en varios conciertos a finales de agosto y comienzos de septiembre, le informó que tampoco quería continuar la gira. De forma paralela, Albert Grossman, representante de Dylan, estaba en vías de crear una agenda «agotadora» de conciertos que mantuvo al músico en la carretera durante nueve meses, con una gira por Estados Unidos, Australia y Europa.

Para la gira, Dylan contactó con The Hawks, un grupo compuesto por cuatro músicos canadienses —Robbie Robertson, Rick Danko, Richard Manuel y Garth Hudson— y un estadounidense, Levon Helm. El grupo, había surgido como respaldo del cantante de rockabilly Ronnie Hawkins, fue recomendado a Dylan a través de dos personas: Mary Martin, secretaria de Grossman, y el cantante John Hammond, Jr., hijo del productor John H. Hammond, quien contrató al músico para Columbia Records en 1961. The Hawks habían respaldado a Hammond en la grabación de su álbum So Many Roads.

Para los primeros conciertos de la gira, Dylan solo contrató a Helm y Robertson, que se incorporaron a la banda integrada por Kooper y Harvey Brooks. El grupo tocó varios conciertos en localidades como Forest Hills y Hollywood Bowl, divididos en una primera parte acústica aplaudida por el público y una segunda parte eléctrica en el que solían ser abucheados. A su regreso de Los Ángeles, Dylan ensayó con The Hawks al completo en el Friar's Club de Toronto el 15 de septiembre, donde el grupo solía tocar con frecuencia, y tras la marcha de Brooks y Kooper, el 24 de septiembre hicieron su debut en directo en un concierto en Austin, Texas. Solo dos semanas después, alentado por el éxito de su concierto en Texas, Dylan llevó a The Hawks al estudio A de Columbia Records en Nueva York, con el objetivo de grabar un nuevo sencillo sucesor de «Positively 4th Street». Sin embargo, al mismo tiempo, Dylan estaba planeando grabar su siguiente álbum, el tercero de su carrera con el respaldo de una banda de rock.

Al igual que en trabajos anteriores, Bob Dylan grabó más canciones de las incluidas en Blonde on Blonde. «I Wanna Be Your Lover» —inspirada la canción de The Beatles «I Wanna Be Your Man»— y «Jet Pilot» aparecieron casi veinte años después en Biograph, una caja recopilatoria publicada en 1985. Por otra parte, «I'll Keep It with Mine» y «She's Your Lover Now» vieron la luz en The Bootleg Series Volumes 1–3 (Rare & Unreleased) 1961–1991, los tres primeros volúmenes de la colección The Bootleg Series. Finalmente, «Medicine Sunday», una versión primeriza de «Temporary Like Achilles», apareció en Highway 61 Interactive, un CD ROM publicado en 1995.

La única canción aun inédita de las sesiones de Blonde on Blonde es «Number One», un tema instrumental grabado con The Hawks en Nueva York. Aunque el biógrafo Paul Cable especuló que «Number One» podía ser otro título de «Church With No Upstairs», Tim Dunn, autor de The Bob Dylan Copyright Files, señaló que ambas canciones fueron registradas en años distintos.

Cortesíade:
Publicar un comentario
______ Abrir RADIO/Open RADIO ______